La gestión del riesgo en las organizaciones no se puede realizar como una actividad aislada, independiente y en contravia a los procesos estratégicos y misionales de las compañías. Master Security Consulting acompaña a las organizaciones para que la anticipación sea la principal  herramienta para la gestión, dado que nunca se podrá llegar al punto zero, donde no existan los riesgos, se deben prevenir basados en diferentes programas de buenas prácticas, identificación y tratamiento en los momentos adecuados.

¿Pero que es la gestión integral del riesgo?

La gestión Integral de Riesgo, consiste en detectar oportunamente los riesgos que pueden afectar a la empresa, para generar estrategias que se  anticipen a ellos y los conviertan en oportunidades de rentabilidad para la empresa.

Los líderes de las empresas más exitosas de la actualidad no asumen los Riesgos, los estudian y modelan para gestionarlos y sacarle todo el partido, es decir los convierten en aumento de rentabilidad para la empresa.

Estas empresas trabajan continuamente para reducir los riesgos y transformarlos en oportunidades que las ayuden avanzar en su camino hacia el crecimiento, por lo tanto son empresas más rentables y menos riesgosas.

La Gestión Integral de Riesgo permite anticiparse al riesgo y asegurar los objetivos y metas estratégicas definidas por la empresa u organización.

La Gestión Integral  de Riesgo, hace que la empresa genere valor en el mercado, es decir crezca rentablemente, así la empresa asegura su sostenibilidad, crecimiento, consolidación.

La gestión exitosa del riesgo logra un equilibrio entre:IMG_0018

Riesgo y Recompensa. El reto para los líderes en los negocios es tomar  riesgos, conociendo realmente a lo que se exponen. Una empresa exitosa  busca  oportunidades de negocio rentables, que afiancen y aseguren la potencialización de las capacidades financieras y de gestión empresarial.

Arte y Ciencia. Ciencia, basada en la investigación, definición y utilización de métodos comprobados de gestión de riesgo, y arte, en la utilización de estos métodos por parte del talento humano, esto hace que se aumente la productividad, dinamismo y apropiación de las personas por  el trabajo que desarrollan en la empresa.

Personas y Procesos. La Gestión Integral de Riesgos se enfoca en aumentar la productividad de las personas en los procesos, en facilitarles su trabajo y todo esto se traduce para la organización en “hacer más con menos”, al crear una cultura de Gestión Integral de Riesgo en la empresa, la empresa no se expone a tener un éxito transitorio sino permanente.

¿Como lo hacemos?

Conózcase

Basados en la metodología MSCol primero se debe entender cual es la estructura de su organización, realizando trabajo de campo para conocer cual es el entorno de la organización, identificando procesos estratégicos, misionales y operativos logrando conocer el ADN del cliente. Esto nos permite realizar un diagnóstico serio, profesional y acertado que permita definir el alcance del proyecto.

Diagnostíquese

Una vez realizado este paso fundamental es identificar los activos más relevantes, clasificando en diferentes niveles cuales son los que se encuentran a mayor exposición de riesgos y determinando el impacto que genera si se llegase a materializar.

Implemente

Identificados los riesgos y entendiendo el impacto que podría generar un escenario donde alguno de ellos se materialice, se debe poner en marcha la implementación de los controles necesarios para anticiparse, reducir o mitigar esta actividad. Es aquí donde la organización debe imponerse unas metas que sean medibles y que permitan mejorar sin generar traumatismos a la operación natural de la empresa.

Controle

Implementados los controles, se debe realizar un seguimiento y verificación del cumplimiento de los plazos establecidos, con el ánimo de lograr el alcance propuesto. Para esto Master Security Consulting cuenta con herramientas tecnologícas que ayudan a las empresas a controlar de manera sencilla y eficiente esta actividad.

Revise de nuevo

Una vez terminado este procedimiento, se debe revisar de nuevo, esta actividad nos permite determinar si los controles han sido efectivos, determinando el costo beneficio de la implementación. La organización ya se encuentra en una madurez que le permitirá enfrentarse a escenarios difíciles con un sistema que ayude a reducir el impacto y permita continuar con el crecimiento de la organización.